Categories

RENOVACIÓN URBANA

Barranquilla se renueva

La Puerta de oro de Colombia, como es conocida Barranquilla desde hace décadas, ha tenido un desarrollo de proyectos de infraestructura que hoy la posicionan como una de las ciudades que más impulsan el crecimiento del Caribe colombiano.

shutterstock_310729613

Obras como la renovación del Aeropuerto Internacional Ernesto Cortisso y la construcción del Corredor Portuario y de la Circunvalar de la Prosperidad le están dando a Barranquilla un impulso para el desarrollo económico y comercial de la ciudad que, a su vez, resulta clave para la economía de la Costa Caribe, pues se trata de uno de los puertos más importantes de Colombia que cada año moviliza más de cuatro millones de toneladas de carga.

Una ciudad como Barranquilla, con una economía diversa que tiene fortalezas en el sector logístico, energético y metalmecánico necesita este tipo de obras de renovación que le permitan sostener la alta demanda de negocios que se hacen en la ciudad. Por eso hay una alta inversión en la región: 592,7 millones de dólares en el 2016 entraron a la capital del Atlántico por proyectos empresariales, según cifras de ProBarranquilla. Un dato que refleja el buen momento por el que está pasando la arenosa.

La razón principal de esa inversión es justamente que Barranquilla tiene una plataforma que es muy importante para el comercio y la logística de un mercado cercano a los 1200 millones de consumidores que hay en el Caribe, América Central, Estados Unidos, Canadá y la Unión Europea. Tiene entonces que responder con altos estándares en transporte e infraestructura logística y urbana para aprovechar el potencial portuario que la ha caracterizado.

Barranquilla, ciudad moderna

Por eso una de las obras más importantes en la ciudad es la modernización del Aeropuerto Internacional Ernesto Cortissoz para que, además de responder a las necesidades de los usuarios, cumpla con todos los estándares de una estructura de su tipo. Se trata de una inversión cercana a los 350 mil millones de pesos que al ser terminada dejará a Barranquilla como un referente en movilidad aérea. Sin embargo, el transporte aéreo es solo una pequeña porción de la movilidad en la arenosa.

Por su ubicación, Barranquilla tiene accesos marítimos y fluviales que hacen parte de la red de comercio que conecta a Colombia con el mundo. De allí que el fortalecimiento del Puerto de Barranquilla, por el que en el 2016 se movilizaron 4,6 millones de toneladas, sea otro de los aspectos más importantes en el desarrollo de la ciudad y del país. Desde el 2014 se inició un plan de renovación y mejora del puerto que incluía  117 proyectos con una inversión aproximada de 113 mil millones de pesos hasta el 2017 entre bodegas, muelles, equipos y seguridad para ofrecer un portafolio de servicios más amplio y que se ajuste a las necesidades del mercado.

Esa modernización se complementa con una de las obras de transformación en Barranquilla más importantes de los últimos años: el Corredor Portuario, con un costo aproximado de 160 mil millones de pesos, que facilita el transporte de mercancías entre el Puerto de Barranquilla y el interior del país. También es de resaltar la Circunvalar de la Prosperidad, en la que hay inversiones por 1 billón de pesos en 146,7 kilómetros de vías.

Todas esas obras de infraestructura hacen de Barranquilla una de las ciudades más atractivas para la inversión en Colombia, tanto de nacionales como de extranjeros: se trata de una de las zonas francas más grandes e importantes del país que está impulsando el desarrollo de toda una región.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *